Últimas Entradas

Una Corona de Adviento sostenible

Hola a todos, desde que saqué esta Corona de Adviento muchas personas me piden que la vuelva a colgar acercándose el siguiente Adviento. Pues aquí la tenéis de nuevo.

Personalmente es la que más me gusta porque el salón queda sobrio y con ese punto de naturaleza que sabéis me encanta. Además, los primeros días tiene un olor especial, a campo. Antes de pasar a la acción sabéis que primero me encanta recordar un poco el porqué de las cosas:

La Corona de Adviento es una tradición pagana europea que consistía en encender velas durante el invierno para representar al fuego del dios sol, para que regresara con su luz y calor durante el invierno. Los primeros misioneros aprovecharon esta tradición para evangelizar a las personas. Por tanto, sí, era algo pagano ‘rescatado’ para Dios.

Bueno, pues se trata de un conjunto de ramas verdes sin flores –debido a la austeridad propia del Adviento–, dispuestas o trenzadas en círculo, a las que se suman cuatro cirios ubicados en la periferia y que durante el Adviento, se coloca en las iglesias y en los hogares. Cuenta la tradición que a cada una de esas cuatro velas se le asigna una virtud que hay que mejorar en esa semana dentro del ámbito familiar, por ejemplo:

  • El amor
  • La paz
  • La tolerancia y
  • La fe

Cuatro velas, cuatro semanas

La primera vela se enciende en el primer domingo de Adviento que este año es el 2 de diciembre, y se aprovecha el momento para leer el fragmento del evangelio de este día, rezar unas oraciones e incluso, se pueden cantar villancicos de Adviento. Sucesivamente se encienden las restantes velas, una nueva en cada uno de los siguientes domingos, hasta que en el domingo previo a la Navidad se encienden las cuatro velas de la corona de Adviento. A menudo, se coloca en el centro una quinta vela de color blanco, que se enciende en Nochebuena o en Navidad.

El simbolismo de cada pieza:

  • El círculo es un símbolo del ciclo eterno de las estaciones.
  • Las especies perennifolias, en general, simbolizan la inmortalidad.
  • La luz: en la simbología cristiana la luz significa Cristo, a partir del Evangelio de s. Juan que lo presenta como la «luz del mundo» (Juan 8:12).

Y ahora, a trabajar:

Prepara la mesa con un cartón protector y ten a mano el cepillo y el recogedor: se caerán muchas hojas que conviene ir recogiendo. No te olvides de la bolsa de basura, y de ambientar con buena música. Vamos allá: en la siguiente foto aparecen los materiales.

Para dar el aspecto glacial y navideño a las macetas hay que crear una pátina. Usa los productos que ves en la imagen. Protege el suelo con cartón y mantén abiertas las ventanas para asegurar cierta ventilación.

Para dar el aspecto glacial y navideño a las macetas hay que crear una pátina. Usa los productos que ves en la imagen. Protege el suelo con cartón y mantén abiertas las ventanas para asegurar cierta ventilación. Puedes sustituir estos sprays por otros, sin problema.

Los elementos que se han usado son:

Spray de pintura con textura de piedra; pintura Patina en verde- negro; Pintura esmalte en color marrón oscuro; papel de lija y un pincel o brocha de cerdas de jabalí. (Pinturas acrílicas verdes y marrones oscuros también irían bien)

Cuatro pasos para dar el aspecto envejecido y navideño.

Cuatro pasos para dar el aspecto envejecido y navideño.

Para preparar bien las macetas, sigue estos pasos:
Paso 1:  

Limpia en seco las macetasLíjalas para que agarre bien el tratamiento. Aplica la textura de piedra por toda la superficie y déjala secar. (Sigue las instrucciones del producto)

Paso 2: 

Vuelve a lijar con una lija más gruesa hasta que veas que aparecen los gránulos de material.

Paso 3: 

Sobre un cartón mezcla ambas pinturas: marrón y verde. Con la punta de una brocha seca da unos toques para empezar a aplicar la pintura a varios lugares en la maceta intentando imitar el aspecto de musgo.

Paso 4:

Una vez que la pintura está completamente seca, queda pintar el número a cada maceta con una plantilla o a pulso. Utiliza, por ejemplo, la fuente “Bickham Pro”. Es una fuente gratuita y se puede descargar mediante la búsqueda en la web. Y si no la encuentras, la Garamond. (Truco: usa una pequeña esponja de espuma para aplicar la pintura negra sobre la plantilla.)

Los últimos pasos son añadir las velas y el musgo.

Velas compradas en Ikea, aunque las tienes en cualquier sitio. En el fondo de las macetas suele haber un agujero, tápalo con un trozo de cinta y luego añade arroz o garbanzos en la maceta hasta que veas que la vela quede asegurada y recta. Rellena el resto con pequeños trozos de imitación de musgo, venden en los mercadillos de Navidad en las plazas de toda España. Ten cuidado cuando enciendas las velas porque, si se te ha secado y les cayera fuego, pueden prenderse. Aunque no es lo normal.

Las 4 velas están compradas en IKEA. He comprobado que te duran todo el Adviento y la Navidad.

Las 4 velas están compradas en Ikea. He comprobado que te duran todo el Adviento y la Navidad.

Puedes colocar las macetas sobre una base de madera, de mimbre plana, de alambre o en un plato plano bien decorado con Boj, incluso sobre una bandeja de plata poniendo algo para que no se arañe. El verde hay que ir cambiándolo para que esté fresco, ya sabes que es más bonito que sea natural. Puede ser un encargo de alguno de la casa.

Espero que te haya gustado y que nos mandes a infoPiaSweetHome@gmail.com cómo te han quedado.

Imágenes: aebdesigns

 

Limpiar el colchón

Cómo limpiar el colchón

Limpiar el colchón es una práctica muy recomendada que hay que hacer al menos, dos veces al año. Inclúyelo en tu agenda.

El colchón es como una habitación, hay que ventilarlo y aspirarlo para que esté limpio y huela bien.

Por mucho que protejamos el colchón, con el protector, que dicho sea de paso no debe faltar nunca, nadie se libra de un pequeño accidente como puede ser un derrame de un líquido, orina, sangre, sudor, rozaduras de un zapato o incluso de la maleta.

Actualmente los colchones son de látex o de viscoelástica y, a veces llevan una terminación desenfundable; en ese caso se lavan en lavadora sin problemas. Cuando digo que el colchón es como una habitación quiero decir que al menos un par de veces al año, hay que aspirarlos y comprobar que no tienen manchas. De esta forma también evitamos los ácaros y cualquier otra plaga que anida en zonas donde se acumula el polvo y la humedad.

Sin embargo cuando se ha producido una mancha lo mejor es:

1º Identificarla para seleccionar el producto a utilizar.
2º Actuar con rapidez ya que si no lo hacemos se seca, nos costará más eliminarla y olerá. De hecho muchas veces los malos olores en los colchones proceden de manchas antiguas.
3º Dejar airear hasta que esté completamente seco para evitar que aparezca moho y si puede ser al sol mejor (acerca la cama a la ventana). Especialmente hay que tenerlo en cuenta en lugares fríos y húmedos.

Para limpiar un colchón lo mejor es no mojarlo ya que es muy difícil conseguir que se seque del todo, incluso aplicando un secador que es lo que mucha gente hace. Lo que me ha ido bien son dos cosas:

  1. La espuma para tapicerías en seco comprada o hecha en casa.
  2. Hacer una disolución con agua oxigenada a partes iguales con agua del grifo y una esponja muy húmeda. Luego, aplicar sobre la mancha aclarando después.

Las manchas:

De sangre: Si son recientes y después de empapar la sangre con una bayeta absorbente, elimino la mancha con agua oxigenada (peróxido de hidrógeno) a partes iguales con agua del grifo, repitiendo las veces necesarias hasta que desaparezca por completo. Si es antigua, añado a lo anterior un buen puñado de sal y mucha paciencia. En ambos casos utilizo una esponja y elimino los restos de producto con una bayeta humedecida en agua. ¡Ah! y dejo secar completamente.

De sudor: Si es reciente te recomiendo, porque es muy eficaz, utilizar la espuma casera que se hace con unas gotas de lavavajillas y agua. Bato y uso la espuma, que es bastante, para aplicar a toda la mancha con una esponja en seco. Verás que poco a poco se va eliminando y huele a limpio. Antes de la limpieza del colchón recuerda que es bueno aspirar, seas alérgico o no; es una cuestión de higiene. También sé de personas que esparcen bicarbonato, lo dejan reposar 3 o 4 horas, lo frotan y lo aspiran. Terminan pulverizando con vinagre blanco y dejan secar. Yo no lo he probado, pero creo que funciona para rematar la limpieza del colchón. Deja secar.

De orina: Yo lo primero que hago es empapar el colchón para eliminar todo lo posible el líquido. Luego preparo una mezcla de agua oxigenada y bicarbonato; humedezco con una esponja toda la zona. Repito y repito. Hay personas que pasan la vaporeta o acercan la plancha con descargas de vapor para que actúe. Luego paso una bayeta húmeda para eliminar restos de  bicarbonato y dejo que se seque al sol si puedes y si no, usa el secador.

En cualquiera de estos casos u otros que se puedan presentar, ten en cuenta que no se puede “vestir el colchón” hasta que esté completamente seco. Luego ya si. Repasemos: funda completa ajustable del colchón, protector lavable (lavar cada 15 días a 40 ºC), sábanas, edredón o manta y colcha. Para las almohadas: funda protectora (lavar cada mes a 40 ºC ) y funda del juego.

Ten en cuenta que aquí la pieza clave para evitar manchas y tener que limpiar el colchón, es el protector. Si tienes pisos de alquiler hay que tenerlo si o si y decirle a los inquilinos que la usen y la laven; lo mejor es facilitarles de quita y pon.

Conclusión:

Cada vez que haya cambio de sábanas avisa a todos para que miren el protector del colchón y de paso la almohada. Una mancha localizada en el momento, supone ganar tiempo, confort y evitar los malos olores. Lava los protectores con frecuencia y márcalo en tu agenda de organización de la colada. Utiliza el mismo programa que para las sábanas (40 ºC) pero antes desmancha con amoniaco las manchas biológicas y las de sangre con agua fría y agua oxigenada. Si queda cerco: jabón de marsella y sol.

Recuerda que los colchones de uso diario tienen una media de vida de entre ocho y diez años, por eso hay que plantearse el recambio cuando llega el momento. El descanso es muy importante y tener un buen colchón lo facilita al 100%.

Ya sabes que para cualquier consulta o sugerencia puedes escribirme a infopiasweethome@gmail.com

Optimiza los armarios de la cocina: los organizadores

Los organizadores de los armarios ayudan a que cada cosa tenga su lugar y dan una sensación de orden y serenidad impagable.

Como te dije en el post anterior, te voy a dar algunas ideas para que las adaptes a tu casa. Están sacadas de internet y todo es accesible on line o en tiendas físicas. Al final te dejo algunos enlaces que me han parecido interesantes.

De entrada, te digo que para mí: las barras, los contenedores, los ganchos, las bandejas y las cestas extraíbles son esenciales para mantener los armarios de la cocina en perfecto orden. Mi experiencia es que una vez que ya he pensado en la distribución que necesito y está todo dentro de los armarios es el momento de una segunda vuelta con papel y lápiz para ver cómo lo puedo mejorar. De ahí saldrán los organizadores que necesito. Algunos se pueden comprar, otros se pueden hacer, y otros los reciclaremos para ahorrar y reutilizar cosas que tenemos y pueden resolver esa necesidad: botes, cestos, frascos de boca ancha, bandejas que no usamos, gomas, cintas, táper sin tapadera…

Las sartenes y cacerolas

Optimiza los armarios con organizadores.

Optimiza los armarios con organizadores, para poner las sartenes y las tapaderas que son como una pesadilla. Sujétalos al armario para que estén más estables.

Las sartenes de teflón deben estar protegidas entre ellas para evitar que se rayen. Si las metes en cajones y los mangos son desmontables bien, pero si no necesitarás más espacio para maniobrar con holgura. Aquí hay dos opciones fáciles: ponerlas superpuestas separadas con los protectores que puedes fabricar tú y adaptarlos al tamaño que necesites. O bien en unas estructuras que se colocan en el armario o cajón y se ponen como en pisos, por tamaños. En los chinos tienes todos los organizadores de armarios.

El mundo tapaderas

Lo mejor es concentrarlas todas en un mismo lugar, por ejemplo, con estructuras que las encajan perfectamente y las mantienen ordenadas y sin que se muevan. Deben estar cerca de las ollas y cacerolas. En el caso de las tapaderas de los táper, las tengo en un contenedor sin tapa, abierto ordenadas por tamaños. Cuando veo que empieza a haber más de la cuenta, entonces me planteo comenzar a emparejar y eliminar los que no use. Siempre suelen tener “una segunda vida”.

Los armarios altos

Optimiza los armarios altos de la cocina a tu comodidad.

Los armarios altos de la cocina organízalos a tu comodidad. Foto: containerstore.com

Por armarios de la cocina altos, me refiero a los de fácil acceso, es decir, a los que tengo a mano porque lo necesito. Pueden contener vajilla, accesorios, especies, recipientes … etc. Muchos de estos elementos se pueden amontonar porque son apilables, sin embargo, otros no y hay que idear cómo tenerlos de modo seguro y de fácil acceso. Para eso están las estanterías extraíbles o módulos que introducimos sin necesidad de instalación. Con los ganchos para los laterales o las puertas ocurre lo mismo. A mí este tipo de organizadores de armarios me han resuelto siempre mucho este problema y he ganado seguridad y espacio.

Agrupa los utensilios pequeños: cucharas, espumaderas, espátulas… etc. en cajones, colgados o en botes a la vista siempre agrupados.

Sí, agrupa todo lo que es pequeño y parecido. Ya tienes un problema resuelto. Busca botes, bandejas altas o separadores y hazte tu propia organización. Yo convertí un organizador de cubiertos, algo viejo, en un organizador de herramientas; le dí una segunda oportunidad.

Aprovecha el armario de debajo del fregadero y las esquinas muertas

OPtimiza los espacio de debajo del fregadero para productos de limpieza de la vajilla.

Optimiza los espacio de debajo del fregadero para productos de limpieza de la vajilla. No acumules; ten lo estricto.Foto: containerstore.com

Aprovechar el espacio de debajo del fregadero con unas estanterías de plástico resistentes para los productos de limpieza y un dispensador de bolsas de basura, es una idea muy interesante.

Cajones con fondo para vajilla

Si tienes cajones extraíbles puedes crear tu rincón de vajilla y añadir un cajón interior para el mantel. Pon separadores para los platos; así no se chocarán ni romperán.

El mundo de las bolsas de plástico

El mundo de las bolsas es caótico si no lo atajamos con decisión y con las ideas claras. En una cocina las únicas bolsas de plástico que debe haber es para la basura o para la conservación de los alimentos, y ambas son muy concretas. Todas las demás hay que mandarlas al reciclaje y NO SE GUARDAN EN LA COCINA.

Dispensador de bolsas de plástico para el armario de la cocina

Lo mejor es tener un dispensador para las bolsas de plástico para la cocina. El orden es visual. Foto: internet- imágenes

Los ganchos y las barras

Los accesorios de cocina nos facilitan sacar el máximo partido al espacio, consiguiendo más zonas de almacenaje. Los puedes encontrar en Leroy Merlín, Ikea… Antes toma bien las medidas. Este es para las sartenes o las tapaderas de las cazuelas. Pero tienes guías extraíbles para todo tipo de armarios o módulos metálicos o de plástico que se ajustan a las medidas y son apilables. Recuerda que siempre hay que tener presente poder limpiar con comodidad. Foto: Organizadores de Cocinas.

Links de interés:

https://www.laescueladedecoracion.es
https://www.leroymerlin.es
https://www.ikea.com y https://www.containerstore.com

Las tiendas o bazares de los chinos tienen interesantes accesorios. Yo me doy alguna vuelta de vez en cuando para inspirarme. Te lo recomiendo.

Espero haberte dado alguna idea para organizar los armarios de la cocina. Adáptalas a la tuya y verás el espacio que sacas y lo cómoda que trabajarás. Para cualquier comentario ya sabes que me puedes escribir a infopiasweethome@gmail.com

 

Cómo organizar los armarios de la cocina.

Cómo organizar los armarios de la cocina

La cocina es el eje de la casa por eso, antes de organizar los armarios, es importante hacerse unas sencillas preguntas:

¿Tengo bien definidas las zonas ? ¿Cuál es mi circuito habitual en la cocina? ¿Tengo claro todo el volumen que me ocupa la batería completa y cada uno de los utensilios y aparatos que tengo? ¿Por casualidad supera el espacio disponible en m3? Estas son preguntas claves que nos van a ayudar a acertar en el planteamiento de la distribución de los armarios de la cocina y en la optimización del espacio con la ayuda de algunos organizadores.

Antes de elegir el mobiliario calcula bien sobre el plano el espacio de almacenaje, y diseña la colocación de los armarios y cajones para sacar el máximo partido al espacio y trabajar con comodidad

En este post me propongo compartir contigo algunas ideas muy prácticas que funcionan bien y que nos presenta la industria de las cocinas y expertos en optimización de los espacios domésticos.

8 ideas de base

Estas son las claves para acertar a la hora de organizar los armarios de la cocina. Recuerda que nos pasamos media vida en ella y necesitamos estar cómodos para trabajar bien,  cansándonos lo menos posible y disfrutando de un espacio bien planteado,  Para eso:

Sobre plano estudia el espacio para optimizarlo al máximo, y diseña el circuito de trabajo. Pide ayuda a un experto; el tiempo te dará la razón.
Define claramente las zonas de trabajo: almacén, elaboración y salida. De ahí te va a salir la distribución de los armarios. Lo normal es que en la zona de elaboración estén: todos los utensilios necesarios para moverse lo mínimo. El fregadero incluido con un par de paños de cocina y la bayeta. Trabajo y funcionalidad deben ir juntos.
Elige materiales para las encimeras que sean sólidos y fáciles de limpiar. Lo mismo para el mobiliario que para el suelo. Optimiza el espacio para armarios y cajones con guías y sistemas que faciliten la apertura y el cierre y saca el mayor espacio de almacenaje posible con una buena elección. El diseño no lo es todo. Prueba antes de decidirte y hazlo según las buenas sensaciones de comodidad y facilidad que tengas pensando en ti.
Piensa muy bien en la ventilación y la iluminación. Que no se te pase.
Plantea un buen plano de trabajo y punto de apoyo; no hay nada más agobiante que las cocinas con espacios minúsculos para trabajar. Hay soluciones para todo.
Selecciona una batería de cocina adecuada a tus necesidades. Para una buena elección tenemos que saber en qué tipo de fuente de calor la vamos a usar, cuantas piezas necesitamos, el tipo de material que determinará la durabilidad de la batería y la calidad de la cocción.
7º Trata de tener las encimeras despejadas. Evita tener electrodomésticos a la vista. Descansa la vista y se ensucian menos. Trabajarás mejor.

La encimeras de la cocina despejadas

Mantén despejada la encimera; la sensación de limpieza y orden es total. Ten a mano solo lo que necesites. Foto: estudiococinasds.com

Utiliza todas las posibilidades que el mercado ofrece para organizar los armarios de la cocina: baldas, barras, colgadores, carruseles… Puedes mirar por internet y sacar ideas prácticas.

10 pasos para organizar los armarios de la cocina

En la cocina haz la simulación de los movimientos y acciones que harás antes de organizar los armarios de la cocina. Racionaliza cada gesto y toma nota.
Ponte ropa cómoda un día que estés solo o con un pinche motivado.
Cuelga en el imán de la nevera el croquis.
Sácalo todo. Sí, todo: la batería, utensilios, cubiertos, accesorios, electrodomésticos y aparatos a la vista. Esto es categoría utensilios de cocina. Luego nos trabajaremos las subcategorías.
Limpia los armarios y estanterías de arriba a abajo con limpiacristales. Inclúyelo todo.
Comienza la recolocación inteligente de cada una de las subcategorías, según el croquis: sartenes, cacerolas, ollas, cubiertos, utensilios, pequeños electrodomésticos, batidora, Thermomix.

Organiza el interior de los armarios y cajones para aprovechar la altura y profundidad añadiendo accesorios y separadores.

Procura, si puedes por espacio, no mezclar las subcategorías, por ejemplo: bolsas con cuchillos, embudos con ralladores … Y etiqueta bien claro.
Agrupa subcategorías en bandejas, cubetas, cestos o compartimentos: las sartenes juntas por tamaños, las cazuelas de barro o refractarias juntas por tamaños, el chino y los coladores juntos… y así con todo. Elimina o desplaza todo lo que no pertenezca a esta subcategoría como, por ejemplo: lo de la mascota, el set del camping, las mochilas, la plancha, etc. Búscales otro sitio, tal vez en un armario en la terraza o garaje.
Las cosas deben estar accesibles al cogerlas y dejarlas. Piensa si puedes tener algún almacenaje abierto para mayor comodidad. No debe haber barreras. Si se dieran, piénsalo bien y corrige. Comprueba si te puedes “deshacer de algo para donarlo”. Aligera.
Recuerda poner en zonas altas o bajas las cosas que se usen menos y siempre que puedas pon ruedas a todo; es algo que repito sin cesar porque es una experiencia estupenda. Las ollas a mano; en un cajón con separadores, pon todos los cubiertos y pequeños utensilios, y en los armarios de arriba lo que más uses. Crea rincones y concentra todo allí: rincón del desayuno o rincón con todo lo necesario para poner la mesa. Utiliza las paredes al máximo y las esquinas con carruseles extraíbles o tornos que giren.
10º Si al organizar los armarios de la cocina ves que funcionan bien y son prácticos YA NO SE TOCAN, es decir cada vez cada cosa ha de volver a su sitio. Hay que hacer un pacto de sangre.

Espero haberte dado alguna idea para organizar los armarios de la cocina. En el próximo post te daré ideas que ya existen y funcionan bien para que selecciones las que mejor se adapten a tus armarios y necesidades. Verás el espacio que sacas y lo cómodo que trabajas. Para cualquier comentario ya sabes que me puedes escribir a infopiasweethome@gmail.com

Cómo hacer el cambio de temporada en el armario.

Cómo hacer el cambio de temporada en el armario

 

Con la llegada del otoño viene también el cambio de temporada y el orden de los armarios. El secreto es: planificación y logística. Como resultado disfrutarás mucho más y tendrás todos los armarios ordenados en un tiempo récord

Antes de nada hay que tener en cuenta que si estamos pensando en cambiar varios armarios, el de los niños y el nuestro, hay que hacerlo con orden, es decir primero unos y luego otros. Te aconsejo siempre separar para trabajar mejor y no mezclar cosas. Ten en cuenta que llegar hasta el final lleva su tiempo. El día que decidas hacer el cambio de armario, la ropa debe estar limpia, por lo tanto, lava y vuelve a colgar hasta el día del cambio, que deberá ser total y completo. Por eso cuando se guarda la ropa de temporada, se guarda toda. Dejar cosas sueltas es un desorden.

Tres temas básicos:

  1. Ponte en marcha, pero disfrutando, sin estrés, pero con ritmo.
  2. La teoría de los módulos estancos es la solución, si el espacio es reducido. No desplegar todo lo que tenemos mezclando temporadas. NOOOOO!!!!
  3. Limpiamos antes de empezar. Limpiamos antes de guardar.

Mis imprescindibles

  1. Perchas para camisas y pantalones/fundas de tela/cajas
  2. Un lápiz, con buena punta, para marcar y un sacapuntas.
  3. Bolsas resistentes de basura para llevar a donar o descartar.
  4. Aspiradora, bayeta de microfibra y limpiacristales.

4 ideas claras que lo hacen muy fácil

1. Ten claro el lugar de destino: dónde lo vas a guardar: en el altillo del mismo armario, en otro lugar, etc.… y calcula el esfuerzo. Da tranquilidad saber que todo está controlado, agrupado por personas y ordenado, aunque haya distancia a tu armario de diario. Por eso, pueden ser buenas opciones otras zonas de la casa o un trastero en un sótano bien aislado, y han de estar limpios y en orden.

2. Iguala las proporciones entre tus cajones y tus cajas de almacenaje: que tu cajón coincida con la caja es difícil pero, no es tanto que sea proporcional. La proporción de la caja es la solución para no tener que volver a doblar las prendas que vas a guardar. Si el cajón tiene todo en medida PAR -10, 20, 40 cm-, que tu caja también sea medida PAR-40, 80 cm- De forma que, al tener las mismas medidas, no doblas, no piensas y solo guardas.

3. Controla que la medida de las cajas y bolsas para adaptar el esfuerzo de doblar a un múltiplo. Si mide 40, podremos doblar prendas en bloques de 20 cm o de 40 cm o… de 10 en 10 cm (caso de enrollar, por ejemplo, ropa interior: calzoncillos, braguitas, calcetines, las camisetas). Tener esas proporciones en la cabeza es muy práctico y un tema de orden.

4. Limpia el suelo antes de empezar, para que al dejar las cajas, no se manchen. Debemos trabajar siempre en zonas limpias.

Parte del éxito es que todo sea rápido

1. Empezamos por el verano, es decir, la temporada que toca retirar. 

  • Trabajamos sobre la cama lo que sacamos del armario. Como las cajas las tenemos llenas con la ropa de invierno, tendremos que dejar sobre la cama u otro plano –mesa, cómoda, etc.- toda la ropa de verano que vamos sacando de nuestro armario. Momento clave para pensar si lo conservamos o no. Por eso es bueno tener una bolsa de basura cerca. Y pieza a pieza vamos doblando y la colocamos perfecta en el montón de su categoría: camisetas, bermudas, pantalones… Pero aún no metes nada en las cajas. Ya llegará.
  • Dejamos en el armario la ropa que es atemporal y la ropa interior, pero las revisamos.
  • En el caso de las corbatas /cinturones de hombre; decidir si mover o no.
  • Atención a los bañadores y ropa de playa, no los metas en bolsas de plástico, mejor tela. Seguimos sobre la cama.
  • Si te fijas, aún no sacamos los zapatos de verano. Se quedan en el armario hasta dentro de un rato. Este sistema estanco resuelve cada categoría hasta el final. “quito algo, pongo algo en su lugar”. Así, podemos desplazarnos por la habitación con cierta comodidad.

2. Limpiamos solo la parte del armario que vamos resolviendo, como por parcelas.

3. Como ahora el módulo superior del armario ya lo tenemos vacío y limpio, colocamos la ropa de invierno en los cajones, estantes y perchas (blusas, chaquetas de punto, etc. pero no las chaquetas, cazadoras o blazers que aún ni he ido a por ellos). En muchos casos los abrigos van todos en un armario ropero en la entrada.

4. Colocamos ahora todo lo de verano que teníamos sobre la cama en esas cajas ya vacías. Verás que te sobra espacio porque, normalmente la ropa de verano ocupa menos. Las cajas las podemos apilar en el suelo, porque está limpio, ¿recuerdas?

5. Tema zapatos: Sacamos primero de sus cajas todos los zapatos de invierno y los colocamos ordenados en un lateral vacío de la habitación, en una sola línea, poniéndolos alineados con las puntas contra la pared, por ejemplo. Debes poder desplazarte tranquilamente.

6. Y ahora sí, sacamos del armario los zapatos de verano, se limpian y los metemos directamente en las cajas que tenemos abiertas (antes vuélcalas para que caiga el polvo y pasa una microfibra). Marca por tallas las cajas de los niños. El mundo chanclas-alpargatas de esparto, las puedes emparejar con unas gomas; te ocuparán menos y no se desparejan. (En el caso de niños es muy práctico).

7. Aspira y pasa una microfibra húmeda a la parte de los zapatos y coloca –ahora sí- tus zapatos de invierno con criterio de orden o categorías: diario, vestir, deporte, casa, botas…

8. Coloca toda la primera fase en destino: lleva las cajas de ropa pequeña y la de los zapatos ya a su destino. Despeja de nuevo la habitación. Entran los abrigos y chaquetas.

9. Vamos a por las bolsas de tela con abrigos y chaquetas. Abrimos y colgamos directamente. En sus fundas podremos terminar de colgar aquellas piezas de verano que no se hayan doblado y metido en cajas: vestidos más largos, pantalones, etc. Etiquetamos. Al acabar, nos desplazamos con esas bolsas y las colgamos en destino.

10. Los bolsos, cesta de verano… Si tu zona de bolsos es la que es, adelanta a un primer plano los de la temporada y desplaza al fondo los de menor uso. Revísalos antes para que estén limpios y vacíosGuardarlos siempre unos dentro de otros y si tenemos espacio, metemos papel dentro para evitar que se deformen. Pueden ir en cajas.

Parece que nos aproximamos al momento final del cambio de temporadacuidando hasta el último detalle. Vamos a ponernos delante del armario para ver si todo está recolocado mejor que la temporada anterior porque he distribuido mejor y he retirado cosas que no usaba. La sensación de bienestar y de serenidad es impagable. Si tienes hijos te animo a que lo hagas con ellos y aprenderán. El año que viene lo harán solos. El armario es el reflejo, en parte, de lo que soy. Si está ordenado, mi cabeza tiene más posibilidades de estar ordenada también, y eso afectará a todas mis actividades y seré más productivo.

Perdonad que ha salido un post un poco largo pero, son muchas las personas que me lo han pedido y creo que valía la pena hacerlo completo. Gracias por llegar hasta aquí.

El cambio de temporada y el orden de los armarios es una cuestión de método y lógica. Cualquier cosa ya sabes que si me envías un mail a infopiasweethome@gmail.com, te contesto enseguida.

 

 

 

Cómo tener el costurero organizado

Tener el costurero organizado es una cosa y mantenerlo ordenado es otra

Es cierto que por un precio bastante razonable podemos encontrar cerca de casa talleres que nos hagan todos los arreglos y mejoras de la ropa que necesitemos, pero, hay que tener un costurero organizado para emergencias y para pequeñas cosas que, si nos organizamos bien, tendrán su momento

Antes nos enseñaban a coser en el colegio y nuestras madres reforzaban algo en casa

Hoy es una de las actividades que yo reclamaría en los colegios para todos por la destreza que supone y las habilidades que desarrollan en los niños: concentración, buen cálculo, terminar las cosas hasta el final (recogida de los hilos, seguir cada una de las partes del proceso de coser, comprobar que tenemos lo necesario, colocar cada cosa en su sitio con precisión, etc.), creatividad y paciencia. La verdad es que sentarse a coser te mete en un mundo de tranquilidad, concentración y relajación maravilloso y si pones un poco de música es lo máximo para desconectar de casi todo.

Si no sabes los fundamentos de la costura siempre puedes hacer un intensivo en alguna tienda o con una persona que sepa; yo aprendí en el colegio y luego preguntando y practicando. Voy a lo básico: dobladillos, botones, estrechar o ensanchar, algún zurcido básico para calcetines y luego el apoyo de la máquina de coser que es una maravilla; con ella y dos tipos de pespuntes remato toallas, paños viejos y algún que otro mantel. Poca cosa, la verdad porque no logro sacar más tiempo, pero lo suficiente para resolver lo ordinario y no acumular.

No hay nada más desanimante que ver cómo sube la montaña de ropa a coser. Pon día fijo.

Suelo recomendar dedicarle media hora a la semana en un momento en que se pueda estar tranquilo, con las “menos interferencias posibles”, por ejemplo, sin tener que levantarnos a atender otras cosas porque no nos cundiría y en uno de esos movimientos se nos podría caer la aguja y desenhebrarse, lo cual es bastante fastidioso. Mira a ver si el jueves, por ejemplo, a una hora tranquila puede ser un buen momento.

Costurero organizado

En un costurero bien organizado todos los elementos han de estar en orden y tener su lugar. No hace falta que sea grande, a veces, una sencilla caja o un estuche de fieltro, puede ser suficiente. Foto planas y linares

La costura debe estar planificada en el conjunto de la organización de la casa como lo está el día de la compra o de lavar las toallas. Lo que pasa es que como siempre tendremos otra camisa o pantalón alternativo, esas prendas van cayendo en el cesto de la costura como un precipicio sin fondo. Mi experiencia es que si necesito coser tengo: primero que programar en qué momento lo puedo hacer y segundo comprobar que tengo todo lo necesario en mi costurero organizado. No hay cosa que me moleste más que no encontrar justo en el momento que voy a coser, el hilo del color que necesito o los alfileres porque se han cogido para manualidades. Una vez programada la costura como una tarea más del universo doméstico, entonces toca coser.

Primero se organizan las categorías. Después se ordena.

Los imprescindibles de un costurero organizado

Esto es lo que debe llevar todo costurero organizado:

    1. Agujas: hay de varios números y dependiendo de qué tipo de prenda y tipo de puntada va mejor usar unas que otras. Lo importante es tenerlas todas pinchadas con doble pespunte y en paralelo con las puntas en la misma dirección. La aguja curvada sirve para coser botones de sofás. Las más cortas para tejidos más ligeros y las más largas para hacer algo más de fuerza.
    2. Alfileres: en la caja o pinchados en su acerico.
    3. Imperdibles: enganchados entre sí no se pierden.
    4. Dedal: acostúmbrate a tenerlo y a usarlo.
    5. Metro: bien enrollado y en su sitio.
    6. Tijeras: bien afiladas y con su cinta de colgar, así no se pierde.
    7. El mundo del botón: en cajas transparentes planas y no muy grandes. Vale más tener varias para clasificar por colores. Tres sería suficiente: y la de botones blancos siempre mayor.
    8. Corchetes y automáticos: son muy socorridos.
    9. Hilos de hilvanar: si coses mucho cómpralo. Es más económico, grueso (algodón) y es muy fácil de quitar.
    10. Hilos coser: pregunta siempre antes en la mercería y explícales para qué lo vas a coser. En general, fíjate que estén envueltos en papel celofán y que al menos sean de dos o más cabos para asegurar que sea duradero y de mejor calidad. Normalmente en la estructura de la bobina verás los metros y de qué tipo es el hilo: poliéster, algodón, etc. Ten siempre, blanco, negro, marrón, azul y gris. Unas ideas prácticas si las necesitas para saber qué tipo de hilo usar, ya que el grosor está en función de la prenda a coser: 40/3 muy grueso (vaqueros, lonetas de cojines, etc.); El de 70/2 y 60/2 grueso mediano o torzal (algodón, botones, remates, ojales, etc.; El 100/2 Delgado (ropa de niños y por último el de 120/2 Muy delgado (encajes, bordes de pañuelos)
    11. Gomas de calzoncillos si hay chicos en casa.
    12. Cinta blanca de 1 cm: para todo, ganchos para trapos, marcar la ropa.

El costurero de mi madre es una maravilla

Le hice una foto y la publiqué en Facebook y tuvo muchos likes. ¿Qué tenía de especial? pues que es un costurero de madera, bastante grande y con dos niveles. Si has tenido la suerte de heredarlo de tu madre eres un afortunado, pero si no también lo puedes comprar ya equipado por 15 € y así solo tendrás que mantener tu costurero organizado. No hace falta que sea muy grande, pero sí que tenga las divisiones necesarias para guardar todos los elementos. Mi consejo es que lo tengas en el mismo armario donde guardes la plancha. También puede funcionarte, si es bonito, tenerlo más a mano en el salón. Lo que quieras. Recuerda que para coser lo necesario el secreto está en programarlo. 

Y recordemos que ordenar es devolver a “su sitio” lo que está organizado previamente.

 

Escríbeme a infopiasweethome@gmail.com y me cuentas las dificultades que tienes y si quieres envíame foto de tu costurero para publicar en Facebook e Instagram.

Piasweethome, cumple tres años

Piasweethome es una aventura estupenda que volvería a repetir.

Los inicios de Piasweethome en una tertulia con mis hermanas fueron muy retadores. Desde entonces hasta hoy han ocurrido cosas maravillosas: proyectos nuevos, gente estupenda a la que he conocido, cantidad de cosas que he aprendido y ¡hasta un Manual sobre organización de la casa que pronto saldrá a la venta! Sí, Piasweethome, cumple 3 años repletos de vida.

En mayo de 2o15 en una tertulia informal con mis hermanas hablábamos de hacer “algo”. Se referían a un blog para compartir todas nuestras experiencias de organización y orden en casa. Mi madre, Mabel, era la principal inspiradora de esta idea. Pero lo que ocurrió es que se fueron yendo a otra habitación y nos quedamos Maite y yo. Maite procede del mundo del Diseño gráfico y Diseño de interiores, pero yo no sabía nada de nada de este mundillo. Hablamos y empezamos a pensar en los contenidos, es decir en las secciones que llevaría el blog. Teníamos claro que debía ser solo de temas relacionados con la casa, nuestra gran pasión. Pero las cosas no salen como quieres a la primera sino que necesitan tiempo para ir cuajando y centrarse mejor. Luego había que poner el nombre y por fin, después de varias votaciones y muchos posibles nombres en los que sí participaron todas, incluida mi madre, apareció Piasweethome, porque el hogar está hecho a base de detalles dulces. Era agosto de 2015.

Aún quedaba el gran reto de las redes sociales para Piasweethome; repito que yo no había dado ese salto porque no lo necesitaba o no había llegado el momento. Había que estar en Facebook y Twitter, pero también teníamos que aparecer en Instagram y Linkedin. Sudaba tinta china hasta que poco a poco fuí cogiendo el ritmo y aprendiendo de otras personas. Los seguidores comenzaron a venir y a aumentar y es cuando hay que ponerse las pilas para hacer buenas e interesantes publicaciones. Y después el salto a Youtube con los videos de cómo organizar las distintas partes de la casa; aquello sí que supuso una gran prueba.

La motivación sacó lo mejor de mí misma.

En fin, Piasweethome se había ido alimentando de lo que había sido mi trabajo durante veinticinco años como Organizadora Profesional y serviría como lanzamiento a PiaOrganiza.es, mi trabajo, en el que sigo con Maite, maitenieto.es, complementándonos muy bien. Nos dedicamos a analizar y a Organizar la Casa –tu casa– para que funcione a la perfección, casi por inercia buscando la clave y los sistemas que te ayuden a que todo funcione mejor en casa y, por tanto, en la familia. Da igual la casa que tengas o vivas como vivas porque nadie se arrepiente de estar bien organizando ¿Verdad?

Los hogares bien organizados son más felices.

Pero esto no queda aquí. A mi me pasó como a Marie Kondo, que necesitaba llegar a más personas y compartir su sabiduría. Por eso en breve publicaré un Manual muy práctico que te ayudará a resolver y a organizar la casa. Sabrás de él en cuanto se publique. Prometido.

Gracias por acompañar a Piasweethome estos años. Tus comentarios me han ayudado a profundizar y a trabajar mejor. De hecho cada vez que salgo de una casa que he organizado, las personas me dan las gracias y me despiden con una sonrisa que me llevo en el alma. Es mi momento de gloria, ese momento de subidón por el que vuelvo a pensar que ha valido la pena.

Si, organizar y ordenar la casa es mi pasión. 

Y seguimos adelante dispuestas a ser de gran ayuda para todas aquellas personas que nos siguen y los que se irán sumando a lo largo de este año. Gracias de corazón.

Escribirme tus sugerencias a: infoPiaSweetHome@gmail.com

Las bebidas vegetales no son leche.

Las bebidas vegetales, no son leche

Se utiliza muy a menudo el término “leches vegetales” para hablar de las bebidas elaboradas a base de arroz, almendra, avena o soja… pero estas bebidas no son leche, ni tampoco productos lácteos.

Ocu.org – La Oficina de Consumidores y Usuarios, acaba de publicar un estudio muy interesante sobre lo que llamamos erróneamente leches vegetales.

Como cualquier alimento que tomamos debemos pensar los nutrientes que nos aporta y estar seguros de que es un alimento sano. No es bueno dejarse llevar por el run-run de las modas y menos aun con un alimento que es tan esencial para el desarrollo y el crecimiento como la leche. Otra cosa distinta es cuando hay una intolerancia.

¿Qué podrían tener en común las bebidas vegetales y la leche? Son blancas, vienen en botella o envase de cartón y que se beben. Ahí acaban las similitudes entre la leche y las bebidas vegetales conocidos por muchos como leche de soja, de arroz, de avena o de almendra. Las propiedades nutricionales de unas y otra son muy diferentes. La leche de vaca tiene calcio, grasa y proteínas y azúcares naturales. Sin embargo las bebidas vegetales llevan añadidos azúcares, calcio y algunas están enriquecidas con vitaminas B12 y D. Es decir las bebidas vegetales no son tan naturales como nos dicen que son. Además si eres consumidor hay que leer la etiqueta para comprobar que consumes justo lo que tu organismo necesita.

Las bebidas vegetales, no son leche.

Las bebidas vegetales no son leche. Antes de elegir una piensa si quieres que sea un sustitutivo de la leche de vaca, porque no lo es. Si tienes algún tipo de intolerancia o eres vegano, entonces deberás buscar el sustitutivo de calcio y controlar las cantidades de azúcar añadido que tomas. Foto: infosalu

No hay leches vegetales

Sin embargo, muchos consumidores lo llaman “leche”, es verdad que estas bebidas tienen poco que ver con un lácteo . Además, la norma prohíbe expresamente hablar de leche en el caso de las bebidas vegetales a base de soja, avena y arroz, aunque el término se puede usar en el caso de la bebida a base de almendras, también conocida como leche de almendras, aunque no lo sea.

Agua, aditivos, y poco más

Hemos analizado y comparado las principales bebidas vegetales del mercado, fijándonos en su contenido y valor nutricional, y concluimos que tienen poco que ver con la leche.

Sus partidarios, a veces detractores de la leche, hablan mucho de su valor nutricional, y muchos afirman que estas bebidas son una alternativa más equilibrada y saludable que los lácteos. Nuestro análisis ha comprobado que:

  • La cantidad de materia prima (almendra, soja, arroz …) oscila entre el 2% y el 16%.
  • La cantidad de grasa es similar a la de la leche semidesnatada.
  • Su contenido en azúcares, es muy similar al de la leche, pero a diferencia de esta, en muchas de las bebidas vegetales se trata de azúcar añadido.
  • La proteína varía mucho según la materia prima: en el caso de la bebida de soja es similar al de la leche, pero las demás se quedan muy atrás,es decir tienen menos valor nutricional.
  • La leche aporta significativamente más calcio.

No sustituyen a la leche

En resumen, por sus características y propiedades, estas bebidas no sustituyen a la leche. No obstante, las bebidas de soja son las más “ricas” desde un punto de vista nutricional.

Si eres intolerante a la lactosa, alérgico a la proteína de la leche de vaca, eres vegano, no te gusta la leche o no quieres tomarla, lo que sea y prefieres optar por una de estas bebidas, este análisis te ayuda a elegir las mejores opciones. Y siento decirte que tendrás que pagar unos cuarenta céntimos más por ella.

A pesar de lo dicho si tomas alguna de estas bebidas vegetales simplemente como un complemento más de tu alimentación, conocer este estudio, al menos a mi me ha ayudado a saber más para decidir con más acierto.

Envíame, si quieres tus comentarios o incluso a la web de ocu.org

Los mejores ambientes de CasaDecor 2018

Dentro de nada ya están las revistas Top Diseño sacando mejores imágenes que las mías, pero te aseguro que me hace mucha ilusión que seas de los primeros en disfrutarlo. Mira y dime si no es impactante.

Escalera de la entrada: Son ruedas de bici.

Maravillosas piezas separadores de ambiente: son de piedra sobre bandejas de acero.

Delicadeza absoluta para un vestidor y tocador.

Un pequeño detalle magníficamente bien ubicado. Me detuve en el papel. Me gusta la combinación de dorados, madera y negro.

Cortinas cosidas con diferentes tipos de telas.

El espejo también se añade a la nueva era del papel y del entelado.

Mira qué lámpara.

Marbellí 100%

¿Se puede ser más creativo y manejar sin miedos la fantasía y lo vegetal?

Mesa maravillosa. Ligera.

Wow!

Atrevido. Pintar techos y molduras no es nada sencillo. Yo sufro mucho.

Apliques: me los llevo.

Una composición perfecta clásica.

Fíjate en el panelado y en las planchas negras microperforadas.

Y este me gustó muchísimo. Creo que el que más. La forma ta perfecta de la chimenea en piedra y el equilibrio entre toooodas y cada una de las piezas.

Espero que te haya gustado y que vayas si puedes. Vale la pena.

Lo que he visto en ARCO 2018

ARCO no deja a nadie indiferente. A mí solo un poco. Esta es mi selección.

Este año creía que iba a encontrarme con obras un poco más potentes. Buscábamos algo que nos llamara mucho la atención. No es que me haya decepcionado, no, pero… no me ha llenado al 100%. No obstante lo que mas me ha gustado es lo que dejo aquí. Muchos no habréis podido asistir y por eso me gusta pasaros muy rápido la información. En especial me han gustado las obras de un par de galerías de arte, que van con toda su potencia. Y yo me quedo con lo que ha traído Galería de las Misiones de Uruguay. No os paso el link porque la web está en construcción. Decir que tenían vendidas todas sus obras y no es para menos. Chapó! por ellos. Y esta es mi selección.

Espero que te haya gustado lo que a mí. He incluido la textura del suelo porque me gusta ver que el cemento machacado por las moquetas de las ferias anteriores se puede mostrar si se limpian sus heridas.