Organización de la Casa
Comments 8

Ahorro energético en el hogar: consumo inteligente

Ante la subida del consumo de la luz veamos ideas de ahorro que afectan a la franja horaria del uso de los electrodomésticos. Recuerda que supone un 60% del consumo de la energía en tu hogar. A estos habría que sumar el consumo de electricidad, luz, calefacción y aire acondicionado, que es el 40% restante.

A partir de ahora programa lavadoras y lavavajillas en la franja valle.

Electrodomésticos y maquinaria

Lavavajillas: conviene usarlo si está completo. Temperaturas bajas y programas cortos. El ahorro energético comienza por aquí.

 

nueva-etiqueta-energetica-smart ligthing home

Nevera: es el electrodoméstico que más consume, un 31%. Importante situarlo en zona ventilada y lejos de fuentes de calor. Mejor non-frost. La temperatura adecuada para refrigerar es de 5ºC y congelador a -18ºC, así reducimos el consumo. Tener la puerta abierta es una perdida de energía y por tanto de dinero; pensar antes de abrir lo que vamos a coger. No introducir alimentos calientes, el gasto energético es mayor. Si hay tiempo es mejor descongelar los alimentos en la nevera para aprovechar el frío que emiten. Lo notarás en la factura de la luz,

Lavadora: más del 80% de la electricidad que consume es para calentar el agua. Lavar en frío –siempre que la ropa no esté muy sucia– reduce notablemente el consumo y el gasto. Usarla con la carga completa y limpiar regularmente el filtro y las cajas del detergente.

xectal.com

xectal.com

La cocina: las de inducción permiten ahorrar un 40% de energía frente a las placas de vitrocerámica. Son mucho más rápidas y consumen menos. Si se tiene, conviene usar la olla a presión, porque gasta menos energía y es más rápida. Tapar las cacerolas para que no pierdan calor y gasten menos. Apagar antes de terminar la elaboración para aprovechar el calor residual de la propia cocción. Bajar el fuego al mínimo, cuando ha empezado a hervir, supone ahorro también. Pequeños gestos de ahorro energético.

reparahogargranada.com

Secadora: es la gran consumidora de energía. Siempre que sea posible es mejor secar la ropa al aire. Antes de usarla centrifugar muy bien la ropa para poner programas mas cortos. Utilizar el sensor de humedad para que la ropa no se seque en exceso. El programa punto de planchado deja la ropa perfecta para planchar y es más económico.

Horno: consume mucha energía. Antes de usarlo pensar en cocinar varias cosas a la vez. Cada vez que se abre la puerta la temperatura baja unos 20ºC consumiendo energía para volver a calentarse. Apagar un poco antes para aprovechar el calor residual. No hace falta calentarlo si la receta requiere más de una hora de horno.

directoalpaladar.com

Algunas ideas sobre la forma de llenar el horno pueden ser:

  • Mejor elegir patatas grandes para un asado grande, y mejor cortarlas en trozos cuando el asado sea pequeño, para que el plato entero esté al mismo tiempo.
  • Cocer una empanada de frutas grandes si el asado es grande y cocer empanadas individuales si el trozo que asemos es pequeño.
  • Los alimentos tapados (por ejemplo con aluminio) tardan más en cocer que los destapados.
  • Debemos elegir platos que tarden más o menos el mismo tiempo en cocer para no tener que andar abriendo y cerrando la puerta del horno.
  • Lo más práctico es elegir el plato fuerte, anotar el tiempo de cocción y la temperatura y planear el resto de platos en consecuencia. Ello sin olvidar que el plato fuerte no tiene por qué estar en la parte más caliente del horno.
  • Comprobar con anterioridad que todos los recipientes que vayamos a usar caben en el horno.
  • Es necesario dejar un pequeño espacio libre entre los recipientes para que circule el calor.

Microondas: gasta un 70% menos que el horno y ahorra mucho tiempo. Si se colocan los alimentos cortados se hacen más rápido. Preferible: humedecidos.

Instalaciones en general

Los LED suponen un ahorro del 80% del consumo eléctrico en iluminación, el encendido es inmediato y están garantizados.

bombilla-led-verbatim

Detectores de presencia para iluminar zonas de paso, si hay niños o mayores.

Sustituir radiadores eléctricos por los de bajo consumo o platearse la instalación de una caldera-gas natural a temperatura sostenida.

Instalar llaves termoestáticas en los radiadores y por zonas. Son económicas y permiten regular la temperatura de cada estancia de manera automática e independiente apagando cada radiador al alcanzar la temperatura deseada.

maxresdefault

maxresdefault

dreamstreme.com

dreamstreme.com

Regular la calefacción y el aire acondicionado a una temperatura adecuada. En el hogar entre 23ºC y 24ºC (invierno) y entre 21ºC y 22ºC (verano). Aumentar un grado en la temperatura del termostato en invierno puede incrementar el consumo en un 7%, con el consiguiente gasto.

Los stand by, consumen. Apágalos.

Mi consejo:

Si quieres ahorrar en la factura de la luz, organízate, programa los electrodomésticos para que laven en el tramo valle. Plancha en el tramo intermedio entre 14:00 y las 18:00 h, o lava para no planchar.

Programa la limpieza, calcula bien tus tiempos de ventilación -entre 5 y 10 min. es suficiente-, avanza por zonas y cierra puertas y, además, no te olvides del mantenimiento de los electrodomésticos para asegurar un rendimiento óptimo.

imujer

imujer

Como bien se ve es cuestión de pensarlo y marcar unas pautas, informar a todos y estar muy pendiente. Se nota en las facturas.

 

Siempre aprendiendo. Mándanos tus sugerencias a info@piaorganiza.es

El libro que ha ayudado a muchas personas a organizar tu hogar y a ser felices.

8 Comments

  1. Mª Angeles Peró Silva says

    Me ha gustado muchísimo conocer con tanto detalle cómo puedo ahorrar energía.
    Felicitarte una vez más por todo lo que nos aportas

    Me gusta

  2. silviacasa says

    Gracias por aportar tantos datos!! Es un tema que interesa tanto que esta explicación tan completa ayuda muchísimo!

    Me gusta

  3. ¡Muy buen post! Es cierto que el consumo del hogar a veces sobrepasa los límites que queremos y por eso nos frustramos. Por suerte, actualmente hay tanta variedad de opciones para poder ahorrar en el consumo que seguro que encontráis uno que se adapte a vuestras necesidades. Desde radiadores, calderas, suelo radiante, estufas… como ejemplo perfecto de las diferentes opciones que hay para calentar la casa en invierno.

    Le gusta a 1 persona

    • Blog de PiaOrganiza.es says

      Es cierto. Hay que organizarse de otro modo y coger la rutina y, desde luego, repartir el trabajo entre todos. Gracias.

      Me gusta

Si quieres, deja un comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s