100% Organizados, Ropa
Comments 6

El orden: mi experiencia ordenando casas.

Cuando nos decidimos a “hacer orden” es porque ya hemos llegado a un nivel de desorden que no soportamos. Por eso mi consejo es que hagas un buen plan para tu casa pero con orden.

1. Primero decide en qué tipo de orden te quieres mover: superficial, macro o micro.

  1. El superficial: es el de supervivencia, y en el que procuramos diariamente tener las cosas rectas y todo doblado; se ventila cada mañana y se quita el polvo de un tirón por toda la casa con una microfibra humedecida en limpiacristales. Cierras cortinas y ya está. El nivel ‘superficial’ no es del todo higiénico pero ayuda a sobrevivir. Solo debemos permanecer ahí un máximo de uno a dos meses.
  2. El macro: es en el que nos movemos el 90% habitualmente. Sabemos la marcha de la casa pero no acabamos de entrar al detalle. Sabemos que “ahí va la ropa sucia pero no caemos en poner dos cestos para separar la blanca de la oscura. El ‘macro’ ayuda a sobrellevar la vida familiar pero no nos quita el desaliento de saber que hay algo que no hacemos bien.
  3. El micro: es el de los objetos, el de los cajones, el orden fijo del contenido de cada caja, de cómo se deja el costurero o dónde van los libros de ficción, es el orden que se aplica a cada estante o cada pestaña de la carpeta. Es el orden que separa correctamente los cubiertos de comer de los de cocinar. El ‘micro’ es muy cansado hasta que se establece, pero es el más eficaz porque hace que nada se pierda y todos sepan para siempre dónde va hasta el más mínimo detalle: un dedal o las recargas del ambientador. Este nivel presupone el anterior. Persevera.

2. Segundo, no te pongas a ordenar una habitación si no tienes 4 horas

Porque ordenar lleva su tiempo –bastante tiempo, por cierto–. Hay que sacarlo todo y volver a empezar de nuevo revisando cada prenda o cosa despacio, viendo si está limpia, si tiene sentido guardarla de nuevo después de tenerla ahí más de 15 años oculta, y en qué posición la guardo para que esté visible y al alcance. Por eso, en menos de 4 horas es complicado hacer una habitación-espacio.

Calcula bien el trabajo que quieres hacer y el tipo de orden que quieres poner. En esta habitación he tardado un día completo para hacer lo que ves. Armarios incluidos: son tres y están enfrente de las camas. Creamos la zona de noche (armarios y camas) y la zona de día ( estudio y juego) separando ambas por el módulo blanco en el que se guardan los zapatos de las dos personas que ocupan la habitación ¡Ah! no sufras que las ventanas junto a la litera está clausuradas.

3. Ordena zonas completas y así podrás organizar las tareas vinculadas a esa zona.

Por ejemplo, el orden en los productos y utensilios de limpieza te podrá facilitar organizar la limpieza diaria de la casa. Y esto es así porque al ver el panorama de tu armario de limpieza despejado, limpio, con menos cosas, con los trapos bien plegados, el cubo de fregar limpio y los palos colgados correctamente en la pared, entran ganas de limpiar bien. Al tener las cosas ordenadas, colgadas y enganchadas ves lo que debes coger para limpiar y sabes cómo y dónde deben regresar al acabar. Por lo tanto, si ordenas el armario de limpieza tu casa estará más limpia.

4. Ordena toda la casa en 3 semanas.

Porque más tiempo es agotador… y ordena hasta completar todos y cada uno de los rincones de la casa: entrada, altillos y trasteros incluidos. Lo mejor es que te pongas el plazo de 3 semanas y que cuelgues un papel en la nevera con el plan general que te has trabajado en los 30 minutos de organización semanal. Ponte a prueba cada lunes.

5. No dejes las cosas a mitad: empieza y termina. ¡Cierra ese ciclo!

Es decir, que si empiezas a ordenar no te canses… bueno te cansarás pero persevera hasta acabar y no pactes con el querer acabar antes de tiempo arrinconando una caja para ‘después’ o para el fin de semana o para ‘ya veré’ o que decida él cuando llegue, etc. Ánimo y acaba en el día. No nos excusemos.

6. Para ordenar no hace falta comprar organizadores, basta con usar las cajas que hay en casa.

Reutiliza todo lo que hay en tu casa. Nosotros cuando ordenamos casas solemos ir sacando todo de los armarios y en el pasillo amontonamos las cajas que van apareciendo: desde la del secador de pelo, hasta la del router o miles de cajas de zapatos vacías, de juegos, de regalos, tapaderas desparejas, etc. Te sorprenderías del volumen. No tiramos ni una hasta el cuatro día. Cuando acabamos y nos vamos, salen con nosotros las cajas que han sobrado: ninguna.

Cualquier espacio se puede organizar utilizando todo lo que encuentres por casa. Todas estas cajas que ves marcadas en azul las recuperamos de habitaciones, cajones, trasteros, etc. No compres nada, reutiliza todo.

Estos cajones de plástico que ves en esta foto y en las siguientes, estaban mal utilizados y les fuimos dando su lugar poco a poco. Mira qué bien resuelto y cuánto ha ayudado a esta familia a encontrar los alimentos y las cosas.

 

Este armario como no tiene cajoneras para los zapatos, decidimos reutilizarlos aquí. ¡Por cierto! cuando tomes este tipo de decisiones, calcula bien el tamaño del zapato para que te quepan bien.

Usa todas las cajas para que la ropa pequeña de niños no baile dentro de los cajones y todos sepan –cuanto antes mejor– donde poner sus cositas.

7. ¿Entiendes bien lo que son las categorías y subcategorías?

  1. Las categorías son los grandes temas o conceptos, por ejemplo: la ropa personal; la ropa de casa; los utensilios domésticos, los libros, los juguetes, los objetos de decoración, los documentos y papeleo en general.
  2. Las subcategorías son las que se establecen dentro de una misma familia, por ejemplo: si ordenamos la cocina –que es una categoría–, las sartenes y ollas irán en el mismo armario porque sirven para cocinar alimentos al fuego, los utensilios pequeños cortantes en el mismo cajón, los paños en el mismo, la vajilla junta, pero no se nos ocurrirá guardar los zapatos en la cocina, ya que pertenece a otra categoría. Por eso, cuando vas a una casa y ves la ropa de la empleada colgando detrás de la puerta de la cocina junto a la bolsa del pan… ¡Es un error!

 

    Aquí la categoría es la de ROPA BLANCA. Las subcategorías que aparecen son: a) las sábanas –sin usar en alto–; b) las sábanas en uso, distinguiendo las de matrimonio y las de los niños en baldas diferentes y c) el bloque de mantelerías. Si esto lo separas bien, la persona que coloca, sea tu hijo o la empleada o tu mismo,no tendrá ningún problema. Etiqueta siempre hasta que se memorice bien.

 

La categoría aquí es: MALETERO Y DEPORTE. Las subcategorías que nos salen son cada uno de los módulo en azul (piscina > tenis > mochilas > bebé calle > maletas

Esto que parece un poco absurdo se da y hay que hacer un esfuerzo constante para evitar que pase, porque eso daría lugar, poco a poco, al desorden y a la falta de higiene. Por eso haz el esfuerzo de tener la ubicación de cada categoría muy clara. Puedes ayudarte al principio de carteles hechos por ti. Persevera.

8. Empieza por la ropa

A veces puede abrumar empezar a ordenar la casa. Lo mejor, es centrarte en tu habitación y en toda tu ropa. Tardarás dos días completos en acabar bien. Pero lánzate. Tengo mucha experiencia y puedo demostrarte que cuando controlas tu ropa es más sencillo entender y ordenar la de tus hijos, por ejemplo. El cerebro se ha entrenado y la capacidad de analizar y decidir también.

Hay tres armarios. Empecé por la ropa aplicando siempre la simplificación por categorías. Cambié, para empezar el de él a la izquierda, más cerca de la puerta. Los dos de ella son el que ves y el que está cerrado ya que le cabía todo mejor a los dos de esta forma. En la fotografía del DESPUÉS se pueden ver claramente identificadas las subcategorías: arriba la ropa del cambio de temporada, en el centro la ropa en uso con criterio, y abajo –ella– zapatos.

9. Cuando se tiene claro el orden, las cosas vuelven a su sitio.

Es como un milagro.

10. Ganchos y baldas

Es muy práctico tener herramientas que por naturaleza ‘ordenen’ la vida. Los ganchos y todo aquello que nos permita crear multiniveles, de forma que aprovechemos mejor los espacios en vertical y horizontal. Este es el caso, por ejemplo, de los armarios con espacios libres entre estantes. Sácalos todos y reorganízalos de nuevo añadiendo alguno más, cortado a medida, en Leroy Merlin.

Entonces, las ‘Cajas de Pandora’, ¿sí o no?

Pues sí. Para lo pequeño y para guardar lo que no sabemos dónde guardar y que usamos todos: tijeras, cinta aislante, taladradora, pilas o bolis, etc.

Espero que te haya gustado. Quizá me ha quedado algo largo pero encontrarás aún más en el capítulo 2 y 3 del Manual para Organizar tu Casa.

6 Comments

    • PiaSweetHome es el blog de PiaOrganiza.es says

      Hola Almudena, la verdad es que estos tres niveles del orden están ayudando muchísimo a familias ya personas que lo necesitan. Un abrazo. Saludos a Albacete.

      Me gusta

  1. Natalia says

    I think that this is a great system that will work in other settings like a research laboratory, a clothing store and a restaurant. You just have to be willing to invest some time that will pay back in the short and long run.

    Me gusta

  2. Gabriela Scheffler says

    Me encanta tu blog Piasweethome, y aunque soy muy organizada en casa, siempre aprendo alguna cosita más que me puede ayudar. Hace un año que monté, con dos compañeras, un taller artístico. Papeles de Barro. Grabado, escultura y mosaicos. Todavía no logro el orden que necesito para trabajar a gusto, ¡pero sigo perseverando! ¡Muchas gracias!

    Me gusta

    • PiaSweetHome es el blog de PiaOrganiza.es says

      Muchas gracias Gabriela. El Manual siempre es una opción fabulosa para tener y regalar. Un abrazo

      Me gusta

Si quieres, deja un comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s